Nociones de zoología (apuntes)

 

Por Francisco González Bernal
Juez de canto TIMBRADO ESPAÑOL

 

En las crías de los canarios influyen factores externos e internos. Los primeros se refieren al ambiente, la alimentación, las enfermedades, etc. y los segundos a las cualidades propias de los individuos y tienen relación con la zootecnia, selección y reproducción.

Los criadores siempre han tratado de obtener aves que les produzcan mayores beneficios y satisfacciones: mejores tipo y color, o mejor canto en la variedad del canario TIMBRADO ESPAÑOL. Para llegar a ello han elegido a los mejores individuos desde el punto de vista de los propósitos perseguidos (selección) y, apareándolos convenientemente (reproducción), han tratado de fijar esas características en sus hijos (herencia).

La intervención del hombre (selección artificial) ha permitido así obtener razas, variedades, familias e individuos superiores a sus antepasados, en cambio, la selección sin la intervención del hombre (selección natural), muchas veces lleva a la degeneración de las razas, como es el caso de las gallinas "criollas".

Hasta hace poco tiempo, aun entre los criadores clásicos, las características relacionadas con la morfología (forma del individuo) y la fisiología (funciones del individuo), no se tenían en cuenta para la selección, y sólo se practicaba en criaderos en los cuales el criador había alcanzado un alto grado de conocimientos sobre la vida de los pájaros reproduciéndose en cautividad. Si bien es cierto que en muchos casos se han podido fijar las características deseadas, ello no explica por sí solo el mecanismo funcional de la herencia. Los estudios realizados a partir de Mendel y perfeccionados en estos últimos años demuestran que los caracteres hereditarios se hallan en las células sexuales, como veremos más adelante.

La experiencia y los resultados obtenidos, y la explicación en un lenguaje sencillo de los métodos de selección y reproducción, pueden ser ventajosamente aprovechados por los canaricultores que aspiren a ser criadores, previa individualización de la selección genealógica tendente a aumentar el caudal selectivo de reproductores.

Es por eso, que debido a la gran importancia que tiene el conocimiento de la selección zootécnica y los métodos de reproducción, y considerando que existen en el país canaricultores a los cuales pueden serles útiles dichas nociones y les permitan sacar conclusiones prácticas, trataremos dichos puntos, de una manera no muy técnica, pero indicando algunos resultados y ejemplos que serán de provecho. Los que deseen ampliar sus conocimientos sobre dichos puntos, pueden consultar tratados que se ocupan ampliamente del tema.

HERENCIA

Es el conjunto de fenómenos biológicos por los cuales los caracteres de los individuos se transmiten a sus descendientes. A pesar de esto, la transmisión no es exacta pues es modificada por numerosos factores.

La herencia en si misma es la transmisión de caracteres de padres a hijos, la naturaleza de los elementos que intervienen en los procesos de herencia ha sido objeto de numerosos estudios.

LEYES DE MENDEL

Según una de las concepciones modernas de la herencia, los elementos que llevan los factores que reproducirán los caracteres de los padres, son los cromosomas, que en un número constante para cada especie, se hallan en el núcleo de las células.

La reunión de dos células sexuales (espermatozoide del macho y óvulo de la hembra), da origen un nuevo ser que, al recibir cromosomas de los padres, o sea el patrimonio hereditario de ambos, poseerá características de los dos progenitores.

Al formarse las células sexuales, los cromosomas sufren ciertos procesos y divisiones que los reducen a la mitad, formándose de nuevo una dotación completa de cromosomas en el momento de la fecundación. La división de los cromosomas y su reunión en el huevo fecundado (unión del óvulo) se efectúa al azar. Como cada uno es portador de una serie de factores que determinaran los caracteres, no es posible predecir siempre cuáles son los que heredará, cada hijo.

Los estudios realizados sobre la transmisión de los cromosomas permiten afirmar: 1 Sólo los factores inscritos en los cromosomas pueden ser hereditarios no apareciendo en los hijos aquellos que no son llevados por las células sexuales de los progenitores. 2 Los padres tienen iguales probabilidades de transmitir sus caracteres a sus hijos.

Al transmitir factores distintos de un mismo carácter, algunos caracteres tapan a otros que vuelven a aparecer en generaciones posteriores.

Las investigaciones de Mendel, y sus tres leyes fundamentales de la herencia, son aplicables a todos los seres vivos y entre ellos a las aves.

De la primera Ley de Mendel o de la predominancia de los caracteres se deduce que en los descendientes de una primera generación de dos individuos distintos no se observa la aparición de caracteres intermedios a los que son opuestos en los padres: aparece solo uno de ellos que es el dominante (carácter dominante) y el otro permanece latente, pudiendo aparecer en generaciones futuras (carácter recesivo).

Por ejemplo, si se aparean canarios que posean caracteres opuestos, por ejemplo, un canario moñudo y una canaria de cabeza lisa, cada uno transmitirá a sus descendientes el carácter que posee, recibiendo los hijos los dos factores, pero como ambos, si son puros no se mezclan para dar una nueva cabeza intermedia, exteriormente sólo se manifestará un determinado carácter, el dominante, en este caso la cabeza con moño, pues es la que domina sobre la cabeza simple, la cual es recesiva.

En general, al cruzar aves que poseen caracteres opuestos, por ejemplo en el color del plumaje o en la forma de la cabeza, en los hijos sólo se manifestarán los dominantes.

No siempre la dominancia de uno de los caracteres es absoluta, pues a veces se manifiestan ambos con una mayor intensidad del dominante. Así como también pueden fusionarse en el individuo originándose un carácter distinto al de los padres, como en caso del cruzamiento de Tarín con canaria, que da lugar a aves de plumas con coloración diferente a la de los padres.

La segunda Ley de Mendel o de la separación o disgregación de los caracteres, trata de los resultados que se obtienen del cruce de los hijos del primer apareamiento.

El híbrido, o sea el hijo del primer apareamiento, tiene los dos factores, uno transmitido por el padre y el otro por la madre, pero a cada uno de descendientes, sólo transmitirá uno de ellos. Si los híbridos se aparean entre sí, entre los hijos se presentarán caracteres opuestos distintos (los que tenían los abuelos).

Esto permite deducir, que los caracteres o factores de los progenitores, que se unieron en la primera generación para formar el híbrido o mestizo, se separan en la segunda, produciéndose individuos con caracteres dominantes y recesivos. Los recesivos son puros y por lo tanto su descendencia será siempre igual. Los dominantes, por el contrario, no son todos iguales, pudiéndose establecer al estudiar su descendencia que sólo una tercera parte es pura, y que el resto impuro dará en las generaciones siguientes, dominantes y recesivos, en las proposiciones indicadas anteriormente.

En estas leyes sólo se ha analizado la herencia de solo dos caracteres opuestos. La tercera Ley de Mendel o de la independencia de los caracteres, analiza el caso en que los individuos apareados difieren en más de dos caracteres antagónicos: la primera generación presentará exteriormente los caracteres dominantes, pero tendrá en su constitución, aunque no se vean, los factores ocultos, se producirá una recombinación de los caracteres de forma independiente a como se presentaban en los progenitores.

De esta ley se deduce que los caracteres se heredan independiente unos de otros, y que un ave puede ser pura en unos y no en otros, explicándose así las numerosas combinaciones que pueden ocurrir al cruzar aves de distintas razas, y especialmente en el segundo y posteriores cruzamientos.

Por lo que se ha dicho, se comprenderá la dificultad que presenta obtener aves en la que se fijen varios caracteres, siendo común llegar a resultados inesperados si sólo se tienen en cuenta los caracteres externos, Es por lo tanto imprescindible efectuar los apareamientos con aves puras para que se transmitan íntegramente sus caracteres y, por consiguiente, los mismos factores a sus descendientes.

HERECIA LIGADA AL SEXO

Ante todo se debe saber que los colores fundamentales de los canarios pigmentados son, en orden de precedencia y dominancia, los siguientes: Verdes, Agatas, Canela e Isabela. El verde es el color más fuerte o sea "Dominante", y el Isabela el más débil.

Estos cuatro colores si se cruzan, producen descendencias ligadas al sexo: el color del macho retorna en los pichones hembras. En los cruzamientos, es necesario tener en cuenta el color dominante que como queda dicho, es el verde.

De ahí que uniendo un macho verde con una hembra ágata, canela o isabela, obtendremos todos hijos de ambos sexos verdes, pero uniendo un macho ágata con una hembra verde, obtendremos hijos verdes e hijas ágatas. Análogamente, apareando un macho canela con hembra verde, se obtienen machos verdes y hembras canelas. Y de igual manera, apareando un macho isabela con hembra verde, se obtiene machos verdes e hijas isabela. Retoman así, en ambos descendientes, los colores de los progenitores, pero ligados al sexo. Los hijos verdes así logrados tienen oculto (latente) también el factor hereditario del color de la madre. Estos experimentos prueban la herencia ligada al sexo. Las hijas en estos cruces, no pueden heredar más que su color visible.

Es necesario que las aves sean puras para obtener estos resultados, y que el cruzamiento se realice de acuerdo a lo dicho por ser un caso particular regido por las leyes de la herencia ligada al sexo. Si se efectúa el cruzamiento inverso, el resultado será distinto y la coloración del plumaje, se regirá por las leyes de Mendel.

Estos cruces permiten separara los machos de las hembras a los pocos días de nacidos.

HERENCIA PATOLÓGICA

La herencia patológica es la transmisión de las enfermedades, predisposición a las mismas y anomalías, tanto las que se manifiestan como las que existen en estado latente.

PREPONDERANCIA

Algunas veces en los descendientes se observan que predominan los rasgos de la madre o del padre: es decir, que los factores de uno de ellos predominan sobre los del otro.

En esos casos se dice que son aves prepotentes, lo que se debe a que poseen un mayor número de factores dominantes.

Al efectuar la selección. Se debe tener presente a las aves que son prepotentes en los factores que más interesan, para así obtener las mayores ventajas: tipo, color y plumaje.

ATAVISMO

Es la forma de herencia en la cual reaparece un carácter recesivo o latente, que no se había manifestado durante varias generaciones. Se llama también "salto atrás", reversión al tipo antiguo o herencia ancestral.. El atavismo explica el por qué, a veces, reaparecen algunas características de generaciones más o menos lejanas.

La aparición de ciertas plumas en algunas variedades carentes de ellas, puede individualizar a algunas que intervinieron en su formación.

El atavismo, en las variedades de colores más recientes es causa de frecuentes retrocesos hacia la variedad que hace aparecer plumas, manchas y patas negras en canarios de variedad línea clara o línea oscura con plumas blanca.

VARIACIONES

Son las manifestaciones de los caracteres de los individuos, que permiten diferenciarlos dándoles cierta individualidad. Por la herencia, como hemos visto, los hijos tienden a parecerse a sus padres y entre sí, pero la variación hace que los hermanos no sean exactamente idénticos. Estas modificaciones pueden ser hereditarias, es decir de origen sexual o causadas por factores externos como alimentación, luz temperatura humedad, etc. Son morfológicas cuando se refieren a la conformación general, esqueleto, talla, peso, etc... Y fisiológicas, si se relacionan con el funcionamiento de los órganos, condiciones de precocidad, rusticidad, etc.

Cuando un carácter se manifiesta en distintos grados de amplitud se denomina "fluctuación"; generalmente no es hereditario y tiene poco interés para la selección.

Las mutaciones son variaciones bruscas, que producen un carácter enteramente nuevo, no presentado por sus hermanos ni antepasados. Parece ser éste, el origen de la variedad canela.

Las variaciones bruscas tienen un importante papel selectivo, pues comprobada su tendencia hereditaria, el canaricultor puede mejorar sus planteles y obtener rápidamente variedades nuevas. Las mutaciones se diferencian del atavismo, por que éste reproduce un carácter ya existente.


© Francisco González Bernal (apuntes)
Juez de canto TIMBRADO ESPAÑOL


TODOS POR EL TIMBRADO ESPAÑOL

No podemos decir que nuestra afición al canto de nuestro canario TIMBRADO ESPAÑOL esté muy conforme con el poco interés que se comprueba a la hora de reunirse toda la afición, y entre todos se conformen y solucionen esos problemas que algunos dicen que tiene el canto timbrado (estos señores no lo explican, ni tampoco lo justifican, ante esta afición)

Todos sabemos la historia de esta raza de canto, que fue reconocida internacionalmente a España, hace ya casi sesenta años, y todos sabemos las dificultades que entraña la continuación (involución), la selección de unas cualidades musicales tanto técnicas y, practicas reconocidas en su código de canto.

Pero también se tiene que reconocer que a lo largo de todo este tiempo pasado, el afán de protagonismo de algunos y, aprovechando las pocas libertades que se disfrutaban en nuestra España, no se le permitió a esta afición, exponer ideas que permitieran, la participación de todos a debatir las características que definen el canto TIMBRADO ESPAÑOL (estas ideas y a su voluntad fueron la que se han venido aportando en el tiempo, que se le concede a una raza para que se aporten ideas en el cultivo de esta raza de canto)

La afición sabe y lamenta la falta de criterios a la hora de valorar el canto de nuestros canarios en su planillas, que para tal fue reconocida por la organización mundial.

Estas diferencias, creemos que son debidas a la falta de voluntad, para reunirse toda esta afición y debatir el canto de nuestro CANARIO TIMBRADO (debate que no se le puede negar a nadie que le corresponde por derecho CONSTITUCIONAL)

Esta afición, libre y segura , y a través de todos estos años pasados ha logrado defender y mantener las propiedades musicales que caracterizan el canto de este canario timbrado español, que con tantos adeptos cuenta dentro y fuera de nuestras fronteras, como lo demuestra el interés que manifiestan a la hora de sus pedidos (ellos están convencidos de que los sonidos o variaciones de nuestros canarios nos transmiten integra, la belleza de la música de nuestra Naturaleza (el canto de los pájaros)

Solo creemos que nuestros canarios necesitan más apoyos a la hora de revindicar, los derechos de la afición española, como es la máxima participación en los concursos mundiales para promocionar más el canto TIMBRADO ESPAÑOL y que nuestros canarios compitan con otras variedades, con iguales derechos, ya que según la Confederación Mundial (representativa de la canaricultura en la mayoría de los países) nos promete en sus estatutos velar por los derechos y obligaciones de todos los países representados.

Son apuntes...Bernal (continuarà)